Menú del día:¡Cómo salir de la rutina!

Ingredientes: Cambiar de ambiente, divertirse a diario con lo que hacemos, los hobbys, vivir en presente.

Receta: Hace unos días estaba en la agencia de viajes que tiene un amigo mío en Palma y al lado había un matrimonio buscando un lugar de vacaciones para irse a pasar unos días y así “poder salir de la rutina, descansar y no hacer nada”. Buscaban buenas playas, lugares tranquilos y poco más.

Tras ver varios viajes eligieron Tenerife, lo cual me extrañó bastante y me hizo preguntarle a mi amigo: ¿qué hace que una persona que vive en Mallorca, se quiera ir a Tenerife a descansar y a salir de la rutina?.

Evidentemente entiendo el conocer otras islas, pero voy más allá. Vivimos en uno de los lugares más privilegiados del mundo, con un clima espectacular y necesitamos irnos a otra isla, donde posiblemente lo que encontramos no sea mejor que lo que tenemos en esta, coger 4 aviones (2 de ida y 2 de vuelta), gastarnos un dinero importante, para saber desconectar en alguna playa sin hacer nada en todo el día. ¿Pero que nos pasa a los humanos, nos estamos  volviendo locos?. ¿No sería más inteligente aprender a vivir en nuestro propio entorno no una semana sino todo el año?.

A mi me encanta viajar y de hecho lo hago continuamente, pero por el placer de conocer nuevos lugares y nuevas culturas, no para desconectar de mi vida porque cuando hacemos esto, lo hacemos por una semana o 15 días y después volvemos a nuestra rutina y deberemos de aceptar nuestra realidad nuevamente, pero ¿qué podemos hacer entonces para salir de la rutina en Mallorca?.

Para empezar pregúntate ¿Conozco cada cala y demás lugares maravillosos que nos ofrecen nuestras islas?. ¿Se que actuaciones culturales se realizan en los distintos lugares de la isla, conciertos, ópera, teatros, exposiciones de arte, fotografía ó incluso cines?, ¿qué cursos, talleres se realizan aquí?.

Tenemos una de las mayores ofertas de formación alternativa de España, claro está, relación habitantes, dimensión geográfica,  pero ¿estudio informado de lo que se hace en ella?.

Y lo más importante, en el caso de las mujeres, sobre todo,   pensar: ¿mi familia me apoya y colabora en los quehaceres domésticos para que yo disfrute si me quedo en casa?

De esta forma serán vacaciones para toda la familia, no sólo para algunos miembros de la misma. Si no es así, aprende a reeducar a tu familia, explicándoles la importancia de que tú también descanses y desconectes.

Y por último será fundamental disfrutar de cada instante, de ir a hacer las compras, de la comida, de cada paseo, de cada instante que pasamos en nuestras vidas.

 

Acerca del autor

Beatriz Vilas Garro

Otras entradas por

Sitio web del autorhttp://www.coachvilasbusiness.com

27

08 2011

2 Agregá los tuyos ↓

El comentario superior es el más reciente

  1. fina #
    1

    A ver… soy isleña y sin quererlo ni buscarlo…. cuando me voy de viaje acabo en otra isla….. y encantada de la vida! vuelvo con las pilas recargadas.- hay que salir del paraiso para poder valorarlo mas- y aunque te hagan las tareas de la casa.. hay que coger avion, e ir a otro sitio para ver diferentes caras, lugares, y si, recurrimos a otra isla para completar lo que necesitamos- entiendo perfectamente a esas personas que van a otra isla! a disfrutaaaarrrrrrrrr!

  2. 2

    Querida lectora:
    tal vez no encontré las palabras adecuadas para transmitir lo que quería decir. Lo importante, desde mi punto de vista, no es que viajemos a otra isla, otra ciudad u otro país, es que aprendamos a disfrutar de cada instante que tenemos aquí, en nuestro lugar de residencia, sea este cual sea, independientemente de que podamos estar en Mallorca o en Tenerife.
    Lo que quería comunicar, es que debemos de aprender a desconectar, buscar lugares y momentos mágicos cada día en nuestra vida cotidiana y en ese camino, hacia la busqueda interior y encontrar dentro de nosotros mismos la felicidad.
    Por supuesto que yo viajo a otras islas y es fantástico poder hacerlo así, pero simplemente quería exponer que la búsqueda no debe de estar fuera de nosotros sino en nuestro interior.
    Ese es el mejor viaje que podremos hacerla jamás.
    Gracias por tu comentario.
    Beatriz Vilas



Tu comentario