Archivo de febrero, 2010

Menú del día: Enamoramiento en tiempos revueltos

Ingredientes: Darse de corazón a corazón, amarse con los ojos abiertos,

diferenciar entre enamorarse y amar.

Receta: Cada mañana agradezco a la vida, a los dioses del Olimpo, tener la oportunidad de dedicarme a esta maravillosa profesión que es el coaching porque me hace aprender de mis clientes y de esta maravillosa vida.

Hace algún tiempo un colega me explicó el significado de la palabra ENAMORAMIENTO = EN+AMOR + A MI + MIENTO en el amor me miento a mi mismo.

Me encantó esta definición y esbocé una sonrisa como lo hacen mis clientes cada vez que se lo cuento.

Y es que, queridos amigos míos, ¡qué complicados resultan los quehaceres del amor! y mucho más en estos tiempos de crisis.

Leí un artículo recientemente que decía que había disminuído el número de divorcios y no por ganas sino porque en crisis, no llega para divorciarse, ¿cómo alimentar a dos familias  o a tres?.

Es una realidad que lo que sentimos la primera vez que vemos a una persona y nos atrae, esa sensación de enamoramiento, no es más que un cúmulo de hormonas que se ponen en marcha en nuestro organismo y que, gracias a Dios, con el tiempo, se tranquilizarán llevándonos al amor, al cariño.

Y entonces es cuando comienzo a oir en mi despacho expresiones como: “ya no es lo que era”, ” ya no nos queremos”, “que pena que todo pase….”.

Y yo pienso para mi foro interno “¿alguna vez habrá amado desde el interior, de corazón a corazón?”.

La expresión amar de corazón a corazón, según la filosofía taoista significada estar en la otra persona, tener la capacidad de amar a la otra persona tal y como es, olvidadando ese ENAMORAMIENTO que simplemente son hormonas y las ganas de encontrar a la persona que imaginamos en nuestros sueños.

Amar de corazón a corazón significa tener la capacidad de amarse con los ojos abiertos, viendo los defectos de la otra persona y amándolos también, sintiendo que, incluso esos puntos de mejora, nos hacen sonreir y nos alientan a seguir amándole más.

Amarse con los ojos abiertos significa ver que, aunque la otra persona no es como nosotros nos la imaginamos, es un ser maravilloso que “nos completa” y no como media naranja sino como compañero del naranjo, ésto es, no siendo medias sino siendo dos enteros que se acompañan en el camino de la vida, que se ayudan  y se hacen felices día a día.

Y en estos tiempos en los que oímos hablar de miedos, crisis, peleas y penas es cuando más debemos de desarrollar la capacidad de amarnos de corazón a corazón. Ahora más que nunca es el momento de empezar a dejar de creer en princesas y príncipes azules y debemos tomar de la mano a nuestra pareja y salir a caminar en el comienzo de la primavera.

Enamoraros en tiempos revueltos.

26

02 2010

Menú del Día: La Resilencia

Plato del día: La Resilencia

Ingredientes: Compromiso, control y reto

Receta: La resiliencia se ha definido como la capacidad de una persona o grupo para seguir proyectándose en el futuro a pesar de acontecimientos desestabilizadores, de condiciones de vida difíciles y de traumas a veces graves (Manciaux, Vanistendael, Lecomte y Cyrulnik, 2001).

Esto significa que hay ciertas personas que ante la adversidad se crecen debido a su gran sentido del compromiso, un control realmente impresionante sobre los acontecimientos que les ocurren y una apertura total ante los cambios que en la vida se producen.

Al mismo tiempo, como explican los doctores Kobasa y Maddi, estas personas tenderán a interpretar las experiencias extrasantes de la vida como una parte más de la existencia y afrontararán el dolor como algo que hay que vivir y pasarlo.

No negarlo, como antiguamente se creía que ocurría con las personas que habían sufrido traumas en la infancia, sino todo lo contrario, afrontarlos y vivirlos como algo más de sus vidas.

Se dan casos de personas con una capacidad realmente asombrosa de superación personal, personas que han sufrido veraderos traumas, encierros en cárceles, maltrtos físicos y psíquicos y que desarrollan esta capacidad hasta el punto de llegar a ser personas realmente exitosas.

Todo ello nos quiere indicar que el poder de nuestra actitud y la fuerza que nosotros le pongamos a la hora de vivir, será imprescindible para nuestra propia superación personal.

Aprendamos pues esta receta maravillosa de valentía, compromiso con la propia vida y fuerza desde el corazón de autosuperación.

Todo es posible en neustras vidas si se desea desde el corazón.

¡¡¡Felicidades Resilentes!!!


23

02 2010

Menú: El laberinto interior

Ingredientes: Buscar dentro de nosotros mismos, mucho trabajo personal y paciencia.

Receta: Los laberintos metafóricamente hablando, representan nuestro ser

más interior, lo que llevamos dentro, el camino hacia nosotros mismos.

Y trabajar en encontrar la salida del mismo, es un viaje que nos llevará toda nuestra vida. Este trabajo comienza cuando “abrimos la caja de Pandora” y la pregunta esencial para acercarnos a la felicidad es ¿qué he venido a hacer yo a esta vida?.

Nuestros sabios en Grecia y otras culturas antepasadas ya comenzaron a preguntarse el porqué de nuestra existencia, cuál era la razón del sufrimiento, del amor y el porqué de nuestro camino. Y es por ello que, como en un laberinto, las posibles salidas podían parecer muchas, pero sólamente una de ellas, nos llevará a la paz interior.

Cuando buscamos los porqués en nuestra vida siempre se nos olvida el principal de ellos que es ¿cual es el camino hacia la paz interior? y la respuesta no es fácil, pero tenemos que intentar encontrar el camino en esta vida antes de que, nos demos cuenta que, como en el laberinto, tengamos que volver a empezar o peor aún, nos perdamos sin posibilidad de retorno.

Por ello os animo a todos que comencéis a buscar la salida del laberinto interior y que, en ese camino nos olvidéis lo principal, disfrutar del proceso, ya que en ocasiones, pudiera ocurrir, que nos percatáramos de que, el proceso en sí, es el secreto de nuestra busqueda. Y sobre todo, no olvidéis que, en este camino, necesitaremos mucha paciencia y templanza para llegar y disfrutar del proceso.

21

02 2010

Menú: El poder de la palabra

Plato del Día: El poder de la Palabra

Ingredientes: Escribir un diario y  transmitir lo que sentimos a las personas adecuadas.

Receta: Cada día compruebo, la importancia de hablar y expresar lo que sentimos, sin sentirnos juzgados y aconsejados y éste es el mayor secreto del coaching. Y algo que es muy importante para poder desahogarse cuando no tenemos una persona con la que hacerlo, es escribir un diario como cuando éramos pequeños y ésto es importante por varias razones, entre otras para mantener nuestra mente activa.

Además tenemos que tener en cuenta que cada día pasan por neustra mente infinidad de ideas y sólamente las que exteriorizamos, ya sea a través de la palabra escrita o hablada, son las que se convierten en realidad. Además llevar un diario nos ayudará a desdramatizar situación ya que, cuando las leamos, posiblemente le quitarán valor.

Os pongo un pequeño caso. Mi gran amigo Paco, me llamó el viernes diciéndome que se había roto la llave de la entrada de su caso quedándose la mitad dentro de la cerradura y la otra mitad en la mano, por lo ue no podía entrar ni salir de ella.

El tenía un gran disguto y se volvió loco buscando una solución, que por suerte, pudo encontrar en pocas horas.

Al día siguiente tomando un café me dijo. Fíjate que agobio más grande me cogí ayer por una cosa tna insignificante y me dijo: “mi vida es como una balsa en un  mar tranquilo, sin muchos problemas y en cuanto algo me saca de esa tranquilidad, hago de ella una tormentar, volviéndome loco”. Y concluyó “me vino fenomenal hablar contigo ayer para tranquilizarme”.

Me dijo que había seguido mi idea del diario y que al verlo escrito le había tranquilizado he incluso habñia esbozado una pequeña sonrisa.

A veces la felicidad es tan fácil de conseguir.

21

02 2010

Plato del día: Apostar desde el corazón

Cada día recibo en mi despacho a una media de 3/4 personas que vienen a trabajar sus habilidades personales, ejecutivas, de vida y siempre me quedo con un buen sabor de boca cuando veo que se van del despacho contentos de acercarse un poco más a la felicidad, pero ayer me pasó algo muy curioso que quiero compartir con vosotros. Tuvo una sesión vía skype (muy habitual en nuestro negocio), con una cliente de la península. Ella es una ejecutiva que llamaremos de alto standing, con la que llevamos 2 meses trabajando y con la que estoy encantada. Hemos trabajado su asertividad, su empatía su liderazgo, su comunicación…. y un sinfín de habilidades que le hacía sentirse infeliz en su vida.
Ella es una ejecutiva de éxito, tiene una empresa que marcha viento en popa, dejó su anterior empresa, después de su divorcio con su marido y cogió las riendas de un negocio familiar que tambaleaba tras la inminente jubilación de su padre y se volcó, literalmente, en el trabajo. Trabajamos el cabio gerenacional, su estrenada gerencial todo lo que a ella le preocupaba.  Pero cual fue mi sorpresa que, a media sesión, la caja de pandora se destapó y de repente me dice: “Beatriz quiero hablar contigo algo que hace días me ronda en la cabeza y necesito exteriorizarlo” y cuando yo le pregunté ¿de qué se trata?…,ella rompió a llorar diciéndome tras haberse calmado un poco…

“Hace 5 años después de mi divorcio conocí a un hombre maravilloso, guapo, con buena posición social, amable y comenzamos una relación apasionada, animal, como no recordaba haberla tenido y yo que en aquel momento entraba y salía de diversas relaciones, no reconocí como amor.
A decir verdad, escapé volviendo a mi ciudad natal para liderar el negocio familiar y volcarme íntegramente en mi empresa. El era un poco mujeriego y esa actitud me hizo no platearme una posible relación seria y al final cansada de ir y venir en un viaje, él me dijo que había conocido a otra, se había enamorado y había comenzado una relación con ella, al poco tiempo se casaron.
Yo prudentemente, le transmití mi alegría por su felicidad y seguí mi camino, pues en aquel momento me convencí que era lo mejor ya que mi prioridad era mi empresa.
Seguí jugando al juego del amor y seguí saliendo y entrando de diversas relaciones insatisfactorias todas ellas para mí y sobre todo, que me produjeron un cierre total al amor.
Pero bueno, ahora veo que estaba demasiado ocupada sacando adelante mi empresa como par perder el tiempo en estas cosas del corazón. Pero no se porqué llevo unos 15 días soñando con él, de repente, desde hace un tiempo he vuelto a oir hablar del amor, leo en todas partes la importancia de sentirse enamorada, la importancia de la felicidad en pareja, esa que nunca veo en mis amistades, ni en ninguna parte y de repente, me he sorprendido a mi misma, despertándome cada mañana con el olor de su piel, su sonrisa, su ternura al tocarme….y una cama vacía.

Intuyo que he estado tan volcada en mi empresa que cerré las puertas al amor y ahora parece que el amor me ha cerrado las puertas a mi.”
Y queridos amigos, aunque cada día veo historias de todo tipo en mi despacho, fue su tristeza lo que ayer me conmovió totalmente, esperé a que calmara su llanto, se sosegara un poco y le pregunté, ¿qué crees que quieren decir estos sueños, que conclusión sacas de todo ésto?.
Ella me contestó: “ciertamente no lo sé pero intuyo que me están gritando que ya está bien de cerrar los ojos, que estoy harta de estar sóla, que mi éxito no compartido es menos éxito y que todavía soy joven (40 años), para volver a comenzar, pero ¿cómo lo hago?”.
Sinceramente, tuve que contenerme porque, como sabéis un coach nunca aconseja pues ¿quien soy yo par darle consejos a nadie si todo su potencial está en ella?, pero en ese momento me salió lo que los coachs llamamos la pregunta poderosa: “Tú acabas de darte a tí misma las pautas a seguir ¿qué crees que debes hacer?”.
“Evidentemente mi sueño no quiere decirme que corra a llamar a mi ex, pues se que está felizmente casado y con un niño, intuyo que quiere decirme que vuelva a ir por la vida, como siempre me dices, con ojos de ver. Debo volver a salir más, relacionarme de nuevo con gente de mi edad, divertirme, apuntarme a actividades….en resumen apostar nuevamente por mi corazón ¿no?”.

Tú lo has dicho, apostar nuevamente por tu corazón y volver a vivir la vida desde él, desde lo más puro que tenemos los seres humanos, nuestras emociones, lo demás ya vendrá, todo e andará y sobre todo, sólo mirar hacia atrás para coger carrerilla, la vida es hoy y como mucho mañana y hacia atrás volveremos siempre que necesitemos cerrar una puerta para en el presente abrir otra, sólo para eso.
Desde aquí te deseo, mucha suerte.

18

02 2010

Aprender a decir no

Plato del día: Aprender a decir ¡NO!.

Ingredientes: Asertividad, fuerza de voluntad, autodisciplina y autoestima sana.

RECETA: Para aprender este plato es necesario, ante todo, ser asertivo, esta palabra que tanto se oye últimamente y que no es más que “un comportamiento comunicacional maduro en el cual la persona no agrede ni se somete a la voluntad de otras personas, sino que expresa sus convicciones y defiende sus derechos.

Es una forma de expresión consciente, congruente, clara, directa y equilibrada, cuya finalidad es comunicar nuestras ideas y sentimientos o defender nuestros legítimos derechos sin la intención de herir o perjudicar, actuando desde un estado interior de autoconfianza, en lugar de la emocionalidad limitante típica de la ansiedad, la culpa o la rabia.” (definición de wikipedia).

Y éste es el primer paso ya que si no tenemos la capacidad de poder decir lo que pensamos sin sentir  culpa, ni rabia, ni ninguna otra conducta negativa para nosotros mismos, seremos incapaces de poder decir que no, a aquellas personas que nos hieren, aunque sea desintencionadamente.

En segundo lugar será fundamental tener una autoestima sana, quererse a nosotros mismos para, con esta actitud, enfrentarnos, si fuera necesario, a las personas que nos rodean y actuan más en su beneficio que en el nuestro propio ó en el de los dos.

Saber decir que no, está más unido a un tema educativo y cultural que a otras cosas. Nos han enseñado a no llevar la contraria, no contestar y muchas veces, a no revelarnos a lo que otras personas piensan.

Esto es,   si somos lo suficientemente disciplinados con nosotros mismos y aprendemos que no ocurre nada si decimos que no, cuando ésto no nos hace sentirnos bien y lo hacemos de una forma ecológica para las otras personas y para nosotros mismos, simplemente estaremos ganando en valor ante la persona que nos increpa ó simplemente, ante la persona que nos solicita algo y nosotros no queremos ofrecérselo.

Pero hay un punto que deberemos de preveer, cuando nosotros hemos creado un parámetro de conducta con una persona y ésta no está acostumbrada a oir un ¡no! como respuesta, posiblemente lo tome como algo negativo hacia su persona, por tanto deberemos explicarle que lo único que estamos haciendo es ser asertivos con nosotros mismos, e intentando trabajar en post de una mejor comunicación.

17

02 2010

Receta del día: El control de la Impaciencia

¿Por qué aguardas con impaciencia las cosas? Si son inútiles para tu vida, inútil es también aguardarlas. Si son necesarias, ellas vendrán y vendrán a tiempo -(Amado Nervo)

PLATO DEL DÍA: Control de la impaciencia

INGREDIENTES: Vivir el momento presente, buscar dentro de nosotros mismos, crear en que nosotros creamos nuestra felicidad.

RECETA: Primeramente planteémonos el porqué de nuestra ansiedad y que estamos buscando al vivir corriendo todo el día de atrás hacia adelante, ¿qué busco en el futuro que hoy no tenga?.

2º) Si pensamos que encontraremos en el mañana lo que hoy no vemos en nosotros mismos, nos pasaremos toda nuestra vida impacientándonos porque no lelgará nunca lo que tanto ansiamos y para ello comenzaremos cada día disfrutanto del momento presente.

3º) Cuando presientas que te viene un ataque de ansiedad e impaciencia, párate quieto, no hagas nada, respira profundamente y comienza a mirar con ojos de ver, ésto es, observa todo lo que está pasando a tu alrededor con una exquisita tranquilidad, intenta medir tu respiración, sentir la tempertura de tu cuerpo, el calor o frialdad de tus extremidades y con la precisión del aterrizaje de un avión, comienza a observar cada detalla de tu alrededor.

4º) Intenta amar cada instante de tu día a día como si fuera el último que vas a vivir. Este puede ser tu gran secreto, ¡¡¡no lo dudes!!!. Concéntrate en este día y tú harás que sea maravilloso.

5º) Cambia las noticias en la radio o en la tv por una música alegre, sonríe cuando vayas caminando, se amable con todo el mundo y verás como tu día comienza a cambiar de color y tu ansiedad y tu impaciencia se reducirá consideramente.

6º) Si miras con ojos de ver, en breve tu realidad cambiará y tu actitud será paciente, sin prisas, con ganas de seguir siendo feli en cada instante.

12

02 2010

Plato: como hacernos felices a nosotros mismos sobre todas las cosas. ParteII

INGREDIENTES: Aprender a regalarnos pequeñas cosas, premiarnos por nuestras pequeñas mejoras, ser condescendientes con nosotros mismos, no prejuzgar y evitar crearnos falsas expetativas de las personas que conocemos y de las acciones.

RECETA:

1º) Primeramente para querernos sobre todas las cosas tenemos que aprender a premiarnos a nosotros mismos cuando algo nos haya salido bien ó hayamos hecho algo positivo para nosotros. El regalo puede ser desde un abrazo a una persona amada, hasta comprarnos algo que nos apetecía tener, un masaje….premiarse con esas cosas que siempre esperamos que nos premien los demás.

Por ejemplo yo cuando hago algo positivo me compro unas flores en el mercado, este acto me hace sentirme a gusto y mimada.

2º) Ser condescendientes con nosotros mismos y ésto lo digo porque a veces llegamos a ser con nosotros tan duros que no nos perdonamos fallar, equivocarnos y ésto nos crea un malestar impresionante. Debemos de concedernos el beneficio de la duda y pensar que mañana será otro día y que lo haremos mejor.

3º) No prejuzgar es otra acción que realizamos habitualmente y que nos hace sufrir y alejarnos de la felicidad, ya que nos hace crearnos a nosotros mismos, una ideas equivocadas sobre otras personas, sobre acciones ó cosas.

Después de prejuzgar siempre llega la frustración.

Cuando yo me creo una idea preconcebida de alguien, casi inevitablemente voy a sentirme decepcionado y ésto me hace infeliz.

Por ejemplo, cuando comenzamos a salir con una persona, realmente nos imaginamos que tiene una serie de características, una forma de ser, que nos hará feliz y cuando comenzamos a conocerla viene la decepción, pues nadie es tal y como nosotros lo hemos creado en nuestra mente. Por ello, si evitáramos prejuzgar, posiblemente las personas no nos decepcionarían tanto y ésto nos acercaría más a la felicidad.

Comenzar ya a ensayar y a no imaginar sin conocer. Tener objetivos, metas es muy importante, pero recordar que siempre éstas, tanto sea entablar una relación con una persona que nos gusta, como cambiar de trabajo, tienen que tener un gran porcentaje de realidad sin dejar de soñar.

Espero vuestros comentarios.

07

02 2010